La importancia de evaluar bien los Sistemas Automáticos

La importancia de evaluar bien los Sistemas Automáticos

aud-sistemas.jpg

Disculpas y explicación

Lo primero es lo primero y por lo tanto quiero pedir disculpas. No es mi estilo ni mi intención dejar este blog desatendido por casi 2 meses como ha ocurrido esta vez. Espero que no vuelva a pasar.

Mi “excusa” si existe tal cosa, es que estoy trabajando en algo nuevo. Algo que va a cambiar completamente la forma de aproximarse a los sistemas automáticos de trading. Una herramienta que va a estar disponible para todos y que nos va a permitir centrarnos en tener éxito a medio plazo.

Una herramienta que va a tener dentro muchos de los conceptos e idea que publico en este blog desde hace casi 10 años. Espero muy pronto poder tenerla disponible para que la pruebe gratuitamente todo aquel que quiera. Pronto tendéis más noticias.

Y, dicho esto, vamos al grano.

¿Cómo están yendo las cosas este año?

Este año 2015 no está siendo un buen año para los Sistemas Automáticos de Trading en general. Eso es fácil de concluir porque a estas alturas del año pasado (cierre de Octubre realmente), los sistemas que seguimos estaban ganando en promedio un +2.1% mientras que este año estamos en un –1.5%. Ha habido años peores (2012 y 2013 por ejemplo) pero no es una buena noticia.

Sin embargo, tras analizar los datos he pensado que tendría más valor centrar el foco en otro punto.

Es obvio que navegar en mar en calma es más fácil que en tormenta, pero aun así los buenos barcos, con buenos comandantes pueden hacer las travesías sin mayores problemas.

En el caso de las estrategias automáticas de trading, esto se traduce en dedicar nuestros esfuerzos a dos cosas:

  1. Valorar bien los sistemas que usamos.
  2. Diseñar carteras de sistemas acordes a nuestras necesidadas, a la situación de mercado y coherentes (riesgos difersificados, correlaciones correctas, etc).

Lamentablemente esto no es tan fácil ni inmediato como debería, y es por eso que mucha gente acaba perdiendo su dinero. Como decía en el arículo pasado, no se debe a que el asset class en su conjunto sea un engaño sino que sino a que muchas veces no hacemos bien el trabajo de diseño y gestión de las carteras.

Veamos un ejemplo concreto con los sistemas automáticos que seguimos en el blog y que operan sobre el ibex 35.

El experimento

Probemos si somos capaces de identificar que sistemas van a funcionar en el futuro inmediato con base en el pasado inmediato también. No digo que sea la manera correcta de actuar, ojo, pero es la que vamos a probar aquí porque es muy fácil de hacer y tiene lógica.

Tomemos los sistemas automáticos que operan sobre el Ibex 35 y ordenémoslos de acuerdo a su rentabilidad. Ya sé que no es el unico parámetro a valorar en un sistema, pero nuevamente es una simplificación que nos ayudará a demostrar el concepto.

Vamos a considerar unicamente operativa auditada o real, nada de backtest. Si un sistema tiene operativa auditada o real durante medio año, digamos que estaría en desventaja comparativa respecto a otro que ha operado todo el año porque los seis meses no auditados simplemente considero que no existieron. Eso, si el sistema ha ganado dinero, claramente lo perjudica. Pero he pensado que es mejor así que incluir datos de backtest de credibilidad por demostrar.

Pues bien, considerando esas premisas, el conjunto de sistemas automáticos que operan sobre el Ibex 35 ha dado estos resutlados a cierre de octubre (en 2014 también pongo los resultados a cierre de octubre para que sean comparables los números):

Sistemas Automáticos que ganaron en el pasado (Ibex 35)

Es obvio que 2015 no está siendo un buen año tampoco para este subconjunto de sistemas.

Si miramos los primeros clasificados de cada año, sale lo siguiente:

Sistemas Automáticos ordenados por rentabilidad exclusivamente

Como se puede observar, de los primeros 10 sistemas (clasificados por rentabilidad) en el año 2014 (otra vez recordemos que son números hasta octubre), únicamente 4 han salido del ranking en 2015. Y si lo hacemos para los 5 primeros, únicamente 1 de ellos ha “pinchado” (y de hecho su rentabilidad en 2015 es de un –1% con lo cual ha ido mucho mejor que la media de la categoría).

Aunque no he hecho el análisis (todavía sigue siendo un poco trabajoso para mi hacerlos) intuyo que estos mismos resultados serían bastante extrapolables a otros mercados.

Habría muchas más estrategias que probar semejantes a esta. Por ejemplo ¿un sistema que ha ido bien durante los últimos 12 meses irá bien en los próximos 12? o ¿un sistema que ha ido bien desde que está siendo auditado ira bien los próximos 12 meses? o ¿un sistema que ha ido bien en un contexto de mercado como el actual (volatilidad, tendencia, valor del precio, etc) irá bien en el futuro próximo? y muchas otras.

Conclusión

Es difícil sacar conclusiones definitivas en este tema pero…

Parece que hay cierto fundamento en que rendimientos pasados SI dan indicios sobre los rendimientos futuros. ¿Cuál es la mejor manera? No lo tengo claro todavía, pero lo que si se seguro es que no podemos ignorarlos completamente ni tampoco ser tan inocentes como para pensar que si algo ha funcionado bien hasta hoy, seguirá haciéndolo en el futuro próximo.

Para mi está claro que si el barco está bien construido, tenemos muchas más probabilidadesd de llegar a puerto que si no. Obvio. Pero había que demostrarlo con números. La cuestión del comandante la trataré en el futuro para ver cuánto afecta realmente.

He de reconocer que estoy bastante aliviado con estas conclusiones. A la postre el trading cuantitativo va precísamente de esto, de suponer que el pasado SI es representativo del futuro próximo si las cosas se hacen bien.

Saludos y suerte en el trading,

Horace

Resumen 2015 para Sistemas Automáticos de Trading

El engaño de los Sistemas de Trading Automático